Ayudar a los perros y gatos a llevar la vida más saludable.

Juntos, cuidemos a nuestras mascotas

Todos queremos proveer la mejor salud para nosotros mismos, nuestras familias y nuestras mascotas. En estas circunstancias fuera de lo común, es importante tener siempre presente, buenas prácticas de sanidad.

En los esfuerzos para ayudarte, aquí presentamos información práctica para fomentar la salud y bienestar de tus perros y gatos, ahora y siempre.

Labrador blanco y nego y Sagrado de Birmania jugando con juguetes

Importante a tener en cuenta

La proliferación vigente del COVID-19 es el resultado del contagio humano-humano. A la fecha, de acuerdo con la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE), no hay evidencia que sugiera que animales de compañía estén jugando un papel en la transmisión del COVID-19. De acuerdo a la última información en esta situación rápidamente cambiante, las indicaciones y recomendaciones de referencia a considerarse son las provistas por la OIE y la WSAVA (Asociación Mundial Veterinaria de Animales Pequeños). 

Ilustración de lista de chequeo
Mantené en todo momento agua limpia accesible para tus mascotas.. 

Asegurate que cada mascota reciba la nutrición acorde a los requerimientos de su salud particular (especialmente aquellas mascotas que tienen una dieta veterinaria especial). Disponé siempre de la cantidad suficiente y contactá a tu proveedor de alimento para preguntarle cualquier cosa referida a la disponibilidad.

Introducir a tu mascota en una nueva dieta es algo que debe hacerse en forma gradual durante 5-7 días para evitar la posibilidad de alteraciones digestivas. Te sugerimos:

Días 1 y 2: 75% alimento previo + 25% nuevo alimento
Días 3 y 4: 50% alimento previo + 50% nuevo alimento
Días 5 y 6: 25% alimento previo + 75% nuevo alimento
Día 7: 100% nuevo alimento

Estas recomendaciones también pueden ser útiles cuando se realiza la transición hacia el mismo producto con fórmula renovada o un nuevo empaque. 

Dado que vos y tu familia están más tiempo en casa, es una buena oportunidad para que cada mascota reciba el ejercicio que necesita. Buscá nuevas formas de jugar dentro - comederos interactivos y juguetes de entrecasa pueden ayudar a estimular su mente y ejercitar su cuerpo.

Asegurate que tu mascota camine los suficiente afuera, de acuerdo a las normas del gobierno. Cuando pasees tu perro, aplicá el “distanciamiento social” con otras personas y animales.

Siempre practicá buena higiene. Para vos, esto incluye un correcto lavado de manos cuando tengas contacto con mascotas, lavando sus platos de comida y bebida y superficies de contacto. Para tus mascotas, lavales únicamente con agua y jabón suave o shampoo especial para ellos, las patas al regreso del paseo. Nunca uses limpiadores agresivos, que contengan lavandina o alcohol, ya que esto les produce daño y pueden ser tóxicos cuando se lamen.

Si debés ser separado de tu mascota por algún período de tiempo, hacé planes para preveer su seguridad y cuidado para ese período.

Si te enfermás de COVID-19, (con sospechas de ello o contagio confirmado) y te estás recuperando en tu casa, en la mayor medida posible, evitá el contacto cercano con tu mascota. Si podés contar con la ayuda de otro miembro de la casa para cuidar de tu mascota, mantengan buenas prácticas de higiene y utilicen barbijo en la medida de lo posible.

Contactate con tu veterinario si tenés cualquier preocupación respecto de la salud de tus mascotas.

Sanos y felices juntos

Evidencia científica demuestra que las mascotas pueden proveer beneficios tangibles a la salud (físicos y emocionales) de sus dueños. Las mascotas nos pueden ayudar a afrontar estos momentos.*

Estudios también demuestran que los animales pueden actuar como “amortiguadores de estrés”. Comúnmente alivianan la angustia asociada a experiencias que provocan ansiedad, y ayudan a disminuir la percepción de emociones dolorosas, físicas y emocionales.

Ilustración de persona paseando a su mascota

*Fuente: Waltham Human Animal Interaction Playbook

Abril 8, 2020