Ayudar a los perros y gatos a llevar la vida más saludable.

Parvovirus en perros

Jack Russell Terrier cachorro sentado en una camilla de exploración del consultorio veterinario.
El parvovirus canino es una enfermedad viral muy contagiosa. Causa gastroenteritis grave y, a menudo, complicaciones hemorrágicas. Puede ser letal y es una enfermedad que sigue afectando a la población de cachorros en el Reino Unido.

¿Qué es el parvovirus canino?

El parvovirus canino es altamente contagioso y es producto de un virus extremadamente resistente, que se encuentra en el ambiente externo. Causa gastroenteritis grave y, a menudo, complicaciones hemorrágicas.

Si una perra se contamina durante la preñez, el virus afectará a los fetos a medida que se desarrollen. El virus no puede replicarse por sí solo y, como resultado, tiene que usar otras células que lo ayuden a multiplicarse. En los cachorros jóvenes, el parvovirus canino coloniza las células del tracto digestivo, porque estas se renuevan a gran velocidad.

El parvovirus canino puede ser letal y es una enfermedad que sigue afectando a la población de cachorros.

¿Cuáles son los síntomas del parvovirus canino?

Un cachorro o un perro con parvovirus canino presentará una variedad de síntomas diferentes. Siempre tenés que estar atento a lo siguiente:

  • Fiebre
  • Letargo
  • Diarrea (posiblemente, con sangre)
  • Vómitos
  • Deshidratación
  • Pérdida de peso grave

¿Cuál es la causa del parvovirus canino?

Un perro infectado con parvovirus canino esparce una gran cantidad del virus a través de sus heces. Específicamente, 1 gramo de heces puede contener hasta 1 millón de dosis infecciosas, lo que es suficiente para infectar a 1 millón de animales en condiciones experimentales.

Cualquier humano, animal u objeto que entre en contacto con las heces de un animal infectado puede transmitir la enfermedad.

La enfermedad en sí es extremadamente difícil de eliminar de un entorno externo, como las perreras o los criaderos de cachorros. En ciertas condiciones, el espacio puede permanecer infectado durante varios meses, incluso durante un año.

¿Puedo vacunar a mi cachorro contra el parvovirus canino?

El parvovirus canino se puede prevenir mediante la vacunación, por lo que es muy importante que te asegures de que tu cachorro reciba las PIF necesarias a la edad adecuada.

Las vacunas son más eficaces cuando se administran en fechas fijas con refuerzos. Los cachorros suelen comenzar un programa de vacunación a la edad de seis a ocho semanas, y la vacuna contra el parvovirus canino se administra entre las siete y las nueve semanas de edad.

¿Cómo puedo saber si tengo que vacunar a mi cachorro?

Algunas vacunas son obligatorias, mientras que otras se recomiendan según los riesgos que enfrenta tu cachorro por su estilo de vida y su entorno. Canine parvovirus is a mandatory vaccination so your puppy will be given this jab in line with any agreed plan. Tu cachorro no debe sociabilizar con perros externos hasta al menos dos semanas después de su última vacunación.

¿La vacunación siempre protegerá a mi perro contra el parvovirus canino?

Los virus mutan. Algunos cambian mucho, algunos un poco y otros casi nada.

El parvovirus canino es estable, lo que significa que la vacuna permanece igual y no se tiene que modificar.

Ha evolucionado desde que se observó por primera vez, en la década de 1970. Sin embargo, esta evolución se refleja en pequeñas modificaciones en la superficie del virus (que es donde actuará el sistema inmunitario, por ejemplo, los anticuerpos). Esto no tiene ningún efecto sobre la protección que proporciona la vacunación, lo que significa que, una vez vacunado, el animal estará protegido contra todas las mutaciones del virus.

¿De qué otra forma puedo evitar que mi cachorro contraiga el parvovirus canino?

El parvovirus canino es altamente resistente en el ambiente externo. Las instalaciones de un criadero son un entorno de alto riesgo, lo que significa que se les debe aplicar una vacuna inicial mientras los cachorros estén en el establecimiento. Esto ayudará a prevenir la propagación del parvovirus canino en una camada.

Lo mismo se puede decir de las perreras, donde muchos perros desconocidos comparten el mismo entorno. Para combatir cualquier posible brote, las perreras implementan medidas sanitarias estrictas, como las siguientes:

  • Garantizar que el edificio esté diseñado de la manera correcta, es decir, que incluya lo siguiente:
  • Se implementa el principio del flujo directo, lo que significa que se crea un circuito de una sola dirección desde el sector en que se encuentran los animales con mayor riesgo, hasta el sector con los animales con el menor riesgo.
  • Los materiales de la perrera son resistentes, impermeables (pisos antideslizantes), lisos, aislantes, y fáciles de desmontar y limpiar.
  • Sectorización: secciones específicas para maternidad, cuarentena y enfermería.

También debe existir un protocolo para una limpieza y desinfección adecuadas.

¿Qué tengo que hacer si creo que mi cachorro está sufriendo?

Si tu cachorro empieza a presentar algún síntoma de parvovirus canino, consultá a un veterinario de inmediato. Este realizará diversos exámenes físicos, bioquímicos y de orina, para determinar si tu cachorro está infectado y te recomendará el mejor curso de acción.

No tengas miedo de preguntarle al criador si tiene medidas preventivas implementadas, antes de llevarte a tu cachorro. Si tenés alguna pregunta sobre el parvovirus, hablá con un veterinario, para que te oriente sobre la enfermedad, su prevención y tratamiento.

  • Cachorros

Darle Me gusta y compartir esta página

Nutrición específica para tu cachorro

Existen varias fórmulas para ayudar a desarrollar sus defensas naturales, y apoyar el crecimiento saludable y el desarrollo del sistema digestivo.

Ver productos
Nutrición específica para tu cachorro
Artículos relacionados
Perro joven sentado en una camilla de exploración del consultorio veterinario.

Vacunación de cachorros: virus de la parainfluenza canina

Beagle cachorro parado en ambiente cerrado comiendo de un plato rojo.

Con qué frecuencia hay que alimentar a un cachorro

West Highland White Terrier cachorra sentada en una camilla de exploración del consultorio veterinario.

¿Cuándo castrar a una perra?

Buscá un veterinario

Si tenés alguna duda sobre la salud de tu perro, consultá a un veterinario para obtener ayuda profesional.

Buscar cerca de mi ubicación
Perro en blanco y negro con fondo blanco